X
ImagenTip
bb

bb mundo


1 fotos
Tip de No te Tortures si se te Cae tu Bebé
bb mundo
Receta de No te Tortures si se te Cae tu Bebé
Tip
Ver todas las fotos
Estás al pendiente de todos sus movimientos y sólo te volteas unos segundos para tomar su biberón, contestar una llamada o pagar la cuenta. Un instante después lo escuchas llorar… Tu hijo se cayó. ¡No te tortures! Aunque el corazón se te detenga y pienses lo peor, lo mejor es tomarlo con calma y evaluar la gravedad: de dónde se resbaló, con qué velocidad y cómo pudo golpearse. Aquí aprenderás que hacer cuando tu hijo se caiga.
bb

bb mundo


Imprimir
Cerrar Video
X
No te Tortures si se te Cae tu Bebé
Estás al pendiente de todos sus movimientos y sólo te volteas unos segundos para tomar su biberón, contestar una llamada o pagar la cuenta. Un instante después lo escuchas llorar… Tu hijo se cayó. ¡No te tortures! Aunque el corazón se te detenga y pienses lo peor, lo mejor es tomarlo con calma y evaluar la gravedad: de dónde se resbaló, con qué velocidad y cómo pudo golpearse. Aquí aprenderás que hacer cuando tu hijo se caiga.

Paso a Paso de : No te Tortures si se te Cae tu Bebé

1
Actúa con tranquilidad: Ayúdalo a levantarse y consuélalo. Cerciórate de que no se lastimó la cabeza y revisa su cuerpo, quítale la ropa si es necesario.
2
Observa su comportamiento y reflejos durante las siguientes 24 horas: Si notas algún cambio, llévalo con el pediatra.
3
No lo maximices: Trata de no exagerar porque podrías asustarlo y desmotivarlo a que realice actividades nuevas y necesarias para su desarrollo. Caerse no es el mejor aprendizaje, pero sí lo ayudará a medir el peligro y a despertar su instinto de protección.
4
Desahógate: Es normal estar triste o sentirse mal. Habla con tu pareja o mejor amiga y comparte tus emociones.
5
Enfrenta tus miedos: Si se rodó del cambiador, no temas volver a usarlo; si nota tensión de tu parte, puede asociarlo con algo negativo. Por el contrario, cuando encaras aquello que te angustia, lo ayudas a fortalecer su seguridad e independencia.
6
Sé justa contigo: Aunque quisieras, no siempre podrás evitar que esto pase pero eso no quiere decir que eres una mamá irresponsable y mucho menos que por ello tu hijo te querrá menos. ¡Nadie es perfecto!
7
Llévalo al doctor si:

Pierde el conocimiento
Está irritable
Tiene problemas para dormir
Mueve anormalmente los ojos
Respira con dificultad
Convulsiona
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD