X
ImagenTip
bb

bb mundo


1 fotos
Tip de Las discusiones de pareja y los hijos
bb mundo
Receta de Las discusiones de pareja y los hijos
Tip
Ver todas las fotos
Muchas veces como papás nos preocupamos muy poco por comenzar una pelea delante de los niños. La prudencia, la tranquilidad y la tolerancia suelen desaparecer una vez que iniciamos una discusión de pareja, sin importar si tenemos la razón o no.Si nuestra capacidad de afrontar las discusiones para lograr un cambio positivo falla, entonces empiezan los insultos, las recriminaciones y en ocasiones hasta la violencia.Las discusiones constantes llegan a convertirse en parte de la dinámica familiar, lo que repercute negativamente en los hijos.
bb

bb mundo


Imprimir
Cerrar Video
X
Las discusiones de pareja y los hijos
Muchas veces como papás nos preocupamos muy poco por comenzar una pelea delante de los niños. La prudencia, la tranquilidad y la tolerancia suelen desaparecer una vez que iniciamos una discusión de pareja, sin importar si tenemos la razón o no.Si nuestra capacidad de afrontar las discusiones para lograr un cambio positivo falla, entonces empiezan los insultos, las recriminaciones y en ocasiones hasta la violencia.Las discusiones constantes llegan a convertirse en parte de la dinámica familiar, lo que repercute negativamente en los hijos.

Paso a Paso de : Las discusiones de pareja y los hijos

1
Habla con tu pareja sobre las repercusiones de las discusiones frente a los hijos.
2
Establezcan acuerdos, busquen estrategias y encuentren la forma de evitar hablar de los problemas de pareja frente a los niños. Por ejemplo, una señal, un comentario previamente establecido que les recuerde el acuerdo.
3
Definitivamente deben resolver sus problemas cuando los niños duerman, se encuentren en la escuela o en algún otro lugar que no sea su casa.
4
Comprométanse a respetar los acuerdos. Un acuerdo sin compromiso de cumplirlo, no sirve de nada.
5
Olvídate de la idea de que los problemas se tienen que hablar y resolver en el momento. Las nuevas teorías de la comunicación dictan que no es lo conveniente por la carga afectiva negativa que representa, situación que adicionalmente bloquea la comunicación y el entendimiento.
6
Recuerda la frase popular “en alguien tiene que caber la prudencia”. Si no es en tu pareja, tendrá que ser en ti.
7
Si la discusión es inevitable, procura que sea en un tono más suave, evitando las agresiones verbales, pero sobre todo las físicas.
8
Eviten las descalificaciones frente a los niños. Esto puede deteriorar su relación con ellos y la figura de autoridad.
9
Explora los sentimientos de tus hijos frente a sus discusiones y tranquilízalos una vez pasada la discusión.
10
Explícales a tus hijos que no son los responsables ni culpables de estas discusiones.
11
Demuestren su amor frente a los niños, un beso o un abrazo pueden aminorar el efecto ocasionado por la pelea.
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD